qualitative-online.jpg


4.1.LA FASE PREPARATORIA

En esta fase inicial de la investigación cualitativa podemos diferenciar dos grandes etapas: reflexiva y diseño. En la primera etapa el investigador, tomando como base su propia formación investigadora, sus conocimientos y experiencias sobre los fenómenos educativos y, claro está, su propia ideología, intentará establecer el marco teórico-conceptual desde el que parte la investigación. En la etapa de diseño, se dedicará a la planificación de las actividades que se ejecutarán en las fases posteriores.

4.1.1Etapa reflexiva


El punto de partida de la investigación cualitativa es el propio investigador: su preparación, experiencia y opciones ético/políticas. Las decisiones que sigan a partir de este momento se verán informadas por esas características peculiares e idiosincrásicas (de cada individuo). Cuando un investigador se introduce en la investigación cualitativa lo hace en un mundo complejo lleno de tradiciones caracterizadas por la diversidad y el conflicto. Estas tendencias “socializa” al investigador. El investigador probablemente intentará clarificar y determinar el tópico de interés y describir las razones por las que elige el tema. Identificar un tópico o pregunta de investigación supone elegir desde qué claves o coordenadas de pensamiento se desea afrontar la comprensión de determinada realidad educativa. El tópico de interés no tiene porqué ser en este momento de la investigación algo totalmente delimitado y definido, puede ser un área de interés amplia.
Las fuentes de procedencia de estos tópicos pueden ser, entre otras:
a)La propia vida cotidiana, lo que le preocupa a la gente;
b)La práctica educativa diaria;
c)Experiencias concretas que resultan significativas;
d)El contraste con otros especialistas;
e)La lectura de los trabajos de otros investigadores.
Una vez identificado el tópico, el investigador suele buscar toda la información posible sobre el mismo, en definitiva se trata de establecer el estado de la cuestión, pero desde una perspectiva amplia, sin llegar a detalles extremos. Libros, artículos, informes, pero también experiencias vitales, testimonios, comentarios, habrán de manejarse en este momento de la investigación. Un tema de investigación siempre se elige por alguna razón, por algún motivo. En este momento es bueno que el investigador especifique las razones que lo han llevado a considerar como objeto de estudio el tópico seleccionado. Éstas pueden ser personales, profesionales, sociales, científicas o de cualquier otro tipo.

4.1.2Etapa de diseño.


Tras el proceso de reflexión teórica, viene el momento de planificar las actuaciones, de diseñar la investigación. En este sentido el diseño de la investigación suele estructurarse a partir de cuestiones como éstas:
a)¿Qué diseño resultará más adecuado a la formación, experiencia y opción ético-político del investigador?
b)¿Qué o quién va a ser estudiado?
c)¿Qué métodos de indagación se va a utilizar?
d)¿Qué técnica de investigación se utilizaran para recoger y analizar los datos?
e)¿Desde qué perspectiva, o marco conceptual, van a elaborarse las conclusiones de la investigación?
La elección paradigmática que se haya realizado en la etapa reflexiva determinará en gran medida el diseño de la investigación cualitativa.
Desde nuestra perspectiva consideramos que el investigador cualitativo puede enfrentar esta etapa de la investigación tomando decisiones en una serie de aspectos que van a delimitar el proceso de actuación en las fases sucesivas, si bien no siempre será posible plantear de ante mano todas las fases y, por ende, adoptar las correspondientes decisiones.
Así, el diseño podría tomar forma de documentos escritos en el que se contemplen los siguientes apartados:
1)Marco teórico (resultado de la fase de reflexión).
2)Cuestiones de investigación.
3)Objeto de estudio.
4)Métodos de investigación.
5)Triangulación.
6)Técnicas e instrumentos de recogida de datos.
7)Análisis de datos.
8)Procedimientos de consentimiento y aprobación.

4.2 EL TRABAJO DE CAMPO


Si en las fases de preparación había que tener en cuenta la formación y experiencia del investigador, en este momento del estudio resulta de una importancia crucial algunas características del mismo que permitirá el avance de la investigación. Como nos recuerda Morse (1994a) “la investigación cualitativa será todo lo buena que sea el investigador”. Debe de estar preparado para confiar en el escenario (lugar de estudio), ser paciente y esperar hasta que sea aceptado por los informantes, tener capacidad de adaptación y “ser capaz de reírse de uno mismo” Wax (1971). Es preciso ser persistente, la investigación se hace paso a paso, los datos se contrastan una vez y otra… Además debe tener una buena preparación teórica sobre el tópico objeto de estudio y sobre las bases teóricas y metodológicas de las ciencias sociales en general, y de su campo de estudio en particular.

4.2.1Acceso al campo.


Es un proceso por el que el investigador va accediendo progresivamente a la información fundamental para su estudio. En un primer momento el acceso al campo supone simplemente un permiso para realizar una observación, por lo tanto el acceso al campo es un proceso casi permanente que se inicia el primer día en que se entra en el escenario objeto de la investigación (asociación, clase, etc.). Dos estrategias que se suelen utilizar en este momento son el vagabundeo y la construcción de mapas. La primera supone un acercamiento de carácter informal, incluso antes de la toma de contacto inicial, al escenario que se realiza a través de la recogida de información previa sobre el mismo: qué es lo que lo caracteriza, aspecto exterior, opiniones, etc. La segunda estrategia supone un acercamiento formal a partir del cual se construyen esquemas sociales, espaciales y temporales: características personales y profesionales, competencias, organigramas de funcionamiento, etc. Se recomienda también la realización de un estudio piloto, gracias al mismo investigador puede clarificar áreas de contenido no delimitadas del todo en las primeras etapas.

4.2.2Recogida productiva de datos.


A lo largo de la segunda fase de la investigación, en la que se incluye la recogida de datos, el investigador cualitativo habrá de seguir tomando una serie de decisiones modificando, cambiando, alterando o rediseñando su trabajo. La duración de las entrevistas, las cuestiones a realizar, el tiempo de dedicación se desarrollara con un carácter flexible a partir de normas básicas sobre las que se dan un gran acuerdo entre los investigadores cualitativos:
1)Buscando el significado y las perspectivas de los participantes en el estudio.
2)Buscando las relaciones por lo que se refiere a la estructura, ocurrencia y distribución de eventos a lo largo del tiempo.
3)Buscando puntos de tensión: ¿qué es lo que no se ha encontrado?, ¿cuáles son los puntos conflictivos en este caso? Esta es la etapa más interesante del proceso de investigación
.

4.3.FASE ANALÍTICA


El análisis de datos cualitativos va ser considerado aquí como un proceso realizado con un cierto grado de sistematización que, a veces, permanece implícita en las actuaciones emprendidas por el investigador. En este sentido, resulta difícil hablar de una estrategia o procedimiento general de análisis de datos cualitativo, con la salvedad de que lo que pueda inferirse a partir de las acciones identificadas en un análisis ya realizado. No obstante, tomando como base estas inferencias, es posible establecer una serie de tareas.
Estas tareas serian:
a)Reducción de datos.
b)Disposición y transformación de datos.
c)Obtención de resultado y verificación de conclusiones.

4.4.FASE INFORMATIVA


El proceso de investigación culmina con la presentación y difusión de los resultados. De esta forma, el investigador no solo llega a alcanzar una mayor comprensión del fenómeno objeto de estudio, sino que comparte esta comprensión con los demás. El informe cualitativo debe ser un argumento convincente y existen dos formas fundamentales para esto:
a)Como si el lector estuviera resolviendo el puzle con el investigador.
b)Ofrecer un resumen de los principales hallazgos y entonces presentar los resultados que apoyan las conclusiones. El investigador habrá culminado el trabajo de investigación, que solo será posible si se parte del carácter humano y apasiónate de esta tarea, implicándose, y comprometiéndose en la misma.